lunes, junio 30, 2008

La última cruzada


¿Qué más emotivo que la relación padre hijo? Sobre esta premisa, Steven Spilberg desarrolló la tercera parte de una saga de aventuras plagada de acción, locuras y corazón. Hola, soy Mauro Cangianetti, especialista en cine, novelas de superacción y chicas. También soy imitador y negro. Pero no negro onda África o Bronx, un negro más Light que no pega discriminación en boliche pero tampoco te da Jackson Five. Hoy, después de un par de semanas, vengo a contarte sobre el film de Indiana Jones que más me emocionó de todos: Indiana Jones y la última cruzada. Es un peliculón, no te puedo decir más. Pero debo. Debo decirte más porque esa es mi misión en la tierra. Contar de qué tratan las películas. Vendértelas con toda. Indiana Jones está dando clase a sus alumnos. Tiene moño y anteojos. Lo llaman, parece que un tipo muy groso que tiene una mesa antigua y le gusta lo antiguo le quiere pedir un objeto que se llama el Cáliz de la Vida Eterna y hay guita buena de por medio. A Indiana Jones no le interesa la movida porque según dice “hay que mirar para adelante, lo antiguo ya fue”. Él tipo le dice que más allá del negocio, se tiene que copar porque el que estaba llevando adelante todo esto, desapareció y es…su padre. No el padre del tipo, el padre de Indiana Jones. Y si hay algo que tiene Indiana Jones es un corazón de oro, y como se acerca el Día del Padre y no quiere estar con cara de orto todo el día, se manda de una a buscarlo. Pasan un par de meses porque el asunto es en Europa pero cuando llega, pega onda con una rubia que, a mi entender, es la más puta de las tres pelis. Pero al final es nazi, lo cual calienta más pero está mal visto, así que Spilberg se lava las manos y no mete más que una escena de garche “Para no generar polémica al pedo”. Que pin que pan, Indiana Jones encuentra una pista fenomenal para encontrar el Cáliz de la juventud y también a su padre. Encuentra a su padre en un castillo nazi, se da cuenta de que la mina es nazi, y los atan a él y a su padre. Esta que te cuento, hecha por otro director es un dramón pero acá es pura diversión. Los dialogos entre el papá de Indiana Jones, interpretado por Sean Connery y Indiana Jones, interpretado por Harrison Ford son muy graciosos. La cosa es que los nazis le roban el diario íntimo al papá de Indiana Jones y entonces como ahí está toda la data para encontrar el Caliz, tienen que irse hasta una fiesta nazi a buscarlo. En esta escena hay un bolo de Adolf Hitler que con mucho make up se luce en una actuación memorable. Después de un montón de escenas increíbles llegan todos al templo oculto del Cáliz y los nazis los quieren obligar a que entren a buscar el preciado objeto (el Cáliz). Indiana dice que ni loco que “hay que mirar para adelante, lo antiguo ya fue”. La frase no cae simpática y le meten un tiro al padre. Se pone fulera la cosa, pero bueno, Indiana Jones se mete adentro del templo, sortea todas las trampas con ingenio y audacia y llega al Cáliz. Pero falta una última prueba. Aparece un viejo que parece que pegó neumonía y le dice “Tengo 375 pirulos, estoy bien para la edad, pero hecho concha en líneas generales. Acá en la mesita te puse varios caliz, como verás hay de todos los tamaños. Tenés este con pepitas de oro y brillantes y este más pedorro de madera vieja. No te quiero tirar ninguna pista pero no todo lo que reluce es oro” pim, le guiña un ojo. Indiana se queda en el molde, pero el viejo fanático de lo antiguo, que al final estaba del lado de los nazis, se mete de prepo a la cueva, y agarra el cáliz que reluce. Mal presagio. Se toma un trago de agua de una y se empieza a hacer pelota. Se le derrite toda la cara y se muere. El viejo le guiña un ojo a Indiana Jones. Indiana Jones la agarra de una. Llena el cáliz de madera vieja, y sale heroico de la cueva. Allí lo espera su padre, con la panza al descubierto y una herida de bala mal maquillada. “Te estaba esperando hijo mío”. Le tira el agua bendita y listo, como un león. El castillo se empieza a derrumbar porque la minita nazi se quiere chafar el cáliz. Pero por ambiciosa se muere. Todo el castillo queda hecho pelota y en medio del derrumbe el viejo sale y los saluda con cara de “No me dejen solo, me voy a comer terrible garrón”. Pero nada, Indiana Jones, el papá de Indiana Jones y el amigo de Indiana Jones se van, a caballo, contra una puesta de sol imponente y cagándose de risa.

17 comentarios:

Anónimo dijo...

porqué tanto sobre estas pelis?? qué onda??

última truzada dijo...

desecsionante

Barrabasada dijo...

Estubo lindo
pero capi estas perdiendo ranking?
Igual e rei mucho.
Groso.
Chau amorcito poliacial

Lulú dijo...

me pongo celosa de ese barrabrasada

El Poliacial de la emoxion dijo...

¿Quien es Spilberg?...¿Tiene algo que ver con Spielberg?..¿O es pariente de barraBRASada?

CAPITAN BAKER dijo...

ESTA ES LA ÚLTIMA RESEÑA DE FILM DE INDIANA JONES QUE PRESENTO EN ESTE SITE.

FUE UNA JUGADA ARRIESGADA A LA QUE ME SOMETIERON MIS AGENTES DE PRENSA CON MUY MAL TINO.

LOS MISMOS AGENTES DE PRENSA QUE LE DIJERON A MAMERTO TETTO "PONETE UNA JIRAFA EN EL ENCABEZADO, ES LO ÚLTIMO DE LO ÚLTIMO¿A QUIEN NO LE GUSTAN LAS JIRAFAS?"

Y ASÍ NOS VA.

NO VEO LA HORA DE QUE EL MUNDO VUELVA A LA EDAD MEDIA Y SOBREVIVA EL QUE TIENE LA ESPADA MÁS AFILADA.

CAPITAN BAKER dijo...

QUE BAJÓN TENER COMENTARIOS INVENTADOS.

tu ego dijo...

sos re salame, pero mal.

alvaraconbcorta dijo...

Qué pelicula, qué comentarios, me cagué de risa, y lo mejor: no me costó nada.

Cariños.

Campanita dijo...

malísimo

Anónimo dijo...

campanita me gusta.
tiene la posta.

y unas evidentes ganas de rock.

garchamos campa?

Anónimo dijo...

soy un cagón, te digo de garchar y no te paso ni un dato mio.

anotá:

basiliozubati@gmail.com

copate.

andres casciani dijo...

corro a ver la peli

dar gaver dijo...

ni leerlo rey

estás en las últimas

conseguite un laburo, loco

new.

nato dijo...

esa pelicula combina antinazismo yanqui y positivismo arqueològico magistralmente. tu reseña le rompe el culo a gajos

CAPITAN BAKER dijo...

A LAS CHICAS MODERNAS Y A LOS PUTOS REBELDES ESTAS RESEÑAS DE PELIS NO LES VAN.

NO ME SORPRENDE. LA DISCRIMINACION ESTA PRESENTE EN TODOS LOS ORDENES DE LA VIDA Y EN ESTE BLOG, NO IBA A PRODUCIRSE LA EXCEPCIÓN.

MAURO CANGIANETTI ES, COMO TODOS SABEN, AFROAMERICANO. Y COMO TAL, SUFRE POR ELLO.

NO CONSIGUE LABURO Y SOLO PUEDE GARCHAR TIRANDO PASOS EN LA PISTA, TOCANDO LA TROMPETA O PAGANDO.

CON ESTE BLOG, LE DI UNA MANO GRANDE Y ESTABA FELIZ.

PERO CLARO, LA BARDEADA FACIL, LA CRITICA Y EL PUTERIO DE SIEMPRE ME OBLIGAN A ECHARLO DEL BLOG.

Y YO ME DEBO A USTEDES, LINDOS.

ASI QUE CHAU CANGIANETTI.

casandra dijo...

ay, a mi me gustó.
le voy a recomendar a mis amiguitos.